26.1.17

La recuperación es desesperadamente lenta y frágil. Las políticas económicas han fallado en Europa... ¿Cómo se sale de ahí? Con algo parecido a lanzar dinero desde un helicóptero

"(...) "El mundo arrastra ya una década perdida: el riesgo es seguir igual y que acabemos hablando de dos décadas tiradas a la basura", afirma. "La recuperación es desesperadamente lenta y frágil. Las políticas económicas han fallado en Europa frente a una gestión algo mejor en EE UU, Reino Unido, China o los intentos de Japón".

 "Lo más preocupante" —subraya— "es que quizá pueda decirse que formalmente hemos salido de la crisis, pero se ha instalado un malestar económico que tiene serias consecuencias políticas". 

"Nueve años sin prosperidad son un récord terrible: es la primera vez desde la guerra con una crisis tan larga. Y con los niveles de desigualdad actuales". "Cuidado con los populismos", avisa.

Un diagnóstico (cuádruple)

"Ken Rogoff explica la crisis por el lastre de la deuda. Richard Koo habla de recesión de balances: si todo el mundo trata de reducir su deuda a la vez, eso provoca estancamiento. Pero en 10 años la deuda total del mundo no se ha reducido; el sector privado le ha pasado buena parte al sector público, y algún país (EE UU) se la ha traspasado a otros (China)". 

"Junto con esa explicación, hay dos teorías complementarias: el exceso de ahorros que según Ben Bernanke provoca desequilibrios globales, y el estancamiento secular que defiende Larry Summers y que es anterior a la crisis, con una reducción de los tipos de interés globales por la demografía, por el miedo a que el mundo crezca menos y por otros factores".

Salir en helicóptero

¿Cómo se sale de ahí? Turner propone algo parecido a lanzar dinero desde un helicóptero: "Hemos dejado atrás el ataque al corazón que supuso Lehman, pero todo eso mezclado es una trampa de la que es difícil escapar. 

La solución podría ser la financiación monetaria de los déficits. Con condiciones, claro. Japón la está ensayando. Europa la necesitaría, pero es políticamente imposible". "Salvo que la crisis dé otro susto", opina. (...)                           (Entrevista a ADAIR TURNER Expresidente de la Autoridad de Servicios Financieros de Reino Unido, El País, 09/01/17)